sábado, 25 de diciembre de 2010

Felicidades




Para creyentes y no creyentes.
Para quienes se reúnen con los seres queridos.
Para quienes sufren las reuniones con los seres queridos.
Para las solas y los solos.
Para quienes lloran una pérdida.
Para quienes a pesar de todas las heridas sonríen todavía.
Para quienes creemos en la fuerza del afecto de las personas luminosas que se nos han cruzado en la vida,
compartiendo sueños, locuras, fracasos y pequeños logros.
Para quienes reinventan cada día motivos para seguir luchando.
Para quienes sienten el entusiasmo de los quince aunque el cuerpo esté envejeciendo, y lo celebran.
Para las y los inconvenientes, bichos raros, trombas...
Para quienes amen y se entreguen sin reservas y sin cálculos.
Para quienes han aprendido que no hay felicidad concreta si no es colectiva.
Brindo y digo, de corazón, felicidades.