domingo, 29 de julio de 2012

Las mujeres y Eva


“Tenemos una deuda con Eva”, dijo Magdalena Jamardo, mi compañera sindicalista, mi compañera de la radio, sabia mujer, en una entrevista. Y es cierto, ella decía que Evita fue pionera en abrirnos puertas en un ambiente mucho más pesado que el que tenemos ahora, este presente que tiene complejidades diferentes y nuevxs protagonistas.
Recordando cómo en la década del treinta mi abuela salió a emplearse cuando el marido la dejó con cuatro hijas, y esa situación era como una "mancha sospechosa" en su reputación en un pueblo chico, siendo una criatura casi casi como sus hijas, encorsetada en valoraciones y sospechas de las cuales nunca un tipo tenía que preocuparse, imaginé, ¿cómo medir la distancia después de tantas luchas y conquistas, para poder ponernos un instante en la piel de alguien como Eva?


La audacia era penada con todo tipo de ataques, condenas sociales, si una mujer se animaba a vivir distinto o si era resistente a permanecer lamentando o consintiendo los atropellos tradicionales.

Aunque algunas extraordinarias mujeres lucharon por estudiar, y por votar, y por elegir un camino diferente al prescripto, cuando Eva Duarte tuvo poder y se dedicó de lleno a lxs humildes, - precisamente por eso- , se empeñó por cambiar las reglas. En particular, para nosotras, las mujeres. Le debemos el voto femenino. Pero mucho más, le debemos el precedente de su inesperada irrupción. Muchas contemporáneas suyas, que habían peleado por lo mismo que ella en soledad, no pudieron apreciar su revolución para la posteridad. Y también la aborrecieron... tendrían que decantar, con las décadas y las heridas, y las represalias ante la osadía, para reconocerla, en el caso de algunxs.

Era un escenario tan diferente!Un contexto muy distinto en lo que podemos llamar la representatividad política: ya tenemos, desde que accedimos al voto propiciado por Eva, candidaturas y responsabilidades, visibilidad y caminos más allanados. Y la reacción ante nuestra valía, pivoteando sobre los viejos prejuicios y obviedades acerca de una supuesta naturaleza que nos condena y nos disciplina en tanto mujeres.
Sigue costando, claramente, la dimensión de lo que puede denominarse, lo privado (que las feministas decimos que es público): la autonomía sobre nuestros cuerpos y nuestras decisiones acerca de la sexualidad, principalmente, por ser la sexualidad un eje clave para el control y la expropiación de nuestra fuerza de trabajo.

Y hablaba de Eva, y sigo pensando que, mientras su discurso implacable, algo ambiguo para nuestros oídos contemporáneos, donde las palabras de adoración a Perón se entremezclan con la verba de trinchera, pareciera no representar ese protagonismo del género, con ella se abrieron de verdad las puertas a la participación política, que tomó la forma partidaria que no pudo superar su muerte, es cierto, pero sentó precedente, y sentó mujeres en las bancas. Con ella, que repartía máquinas de coser en persona y hasta en el último rincón perdido de la Argentina, las mujeres recluídas a la servidumbre hogareña o que eran jefas de hogar despreciadas por las “decentes”, tuvieron aliviada su tarea. Que con ella que vociferaba contra los enemigos de lxs pobres, lxs pobres se animaron a ocupar las calles y siguiendo su ejemplo militante, soportaron la ignominia del bombardeo criminal y la prohibición de su nombre.

Con ella se dividieron aguas al fin, que contemplaban esta vez a quienes nunca habían sido sino tutelados por las vanguardias tanto de izquierda como de derecha, y por eso aún quienes no se reconocerían nunca peronistas, lamentarían en el 55 las penurias del pueblo que al fin asomaba desde lo oscuro, el silencio, las periferias.
Las lágrimas de las sirvientas de los hogares donde se brindaba por la caída de Perón. La garúa que mojaba los rostros y los cuerpos dolientes de los millones que desfilaron durante 16 días para despedirla. Una garúa que después acompañaría la ronda de otras mujeres audaces y temerarias que a lo mejor no habían sido nunca peronistas, buscando a sus hijxs desaparecidxs, alrededor de la plaza de mayo.


Sonrisa hermosa, rostro eternizado grabado en los corazones, habitante de altares hogareños, cómo estas presente, multiplicada, repetida en las caritas de lxs chicxs que pasean por Tecnópolis, que reciben su netbook, que conocen el mar hospedados en Chapadmalal, que aprenden a conocer, en la escuela, porqué Belgrano es un prócer y además de crear nuestra bandera, creía en la igualdad de indígenas y criollos y donó sus sueldos para fundar escuelas….
Lxs chicxs, nuestros hijxs,conocen y saben que una mujer es presidenta, y no es algo raro para ellxs, y saben además que fue reelegida por una marea incontenible de votos. Y en un día especial, la Presidenta nos habla de Eva Perón y la pone en un billete, el más valioso, a pesar de los odios en contra que, como en los años 40, cercaban a Evita y ahora nos acosan a nosotrxs pero sin poder ganarle al amor y al saber de las mayorías. Porque es un saber del que no saben nada eruditxs ni analistas a sueldo, es el saber de las personas comunes, de las de a pie, de alguna manera las mismas a las que ella, Evita, dedicó todo sin reservas, sin dobleces, con toda la humanidad capaz de transformar el mundo.
Por eso, lo siento con toda la seguridad, pase lo que pase... siento que estás en el latir de nuestras luchas como ayer, como lo estarás mañana, siempre, Evita.

miércoles, 25 de julio de 2012

Feminicidios evitables: cuando no hay escucha

El 15 de julio pasado, en Puerto San Martín, Provincia de Santa Fé, hallaron en una vivienda tres cuerpos sin vida. Rosa Silva, una joven mucama que trabajaba en el Hospital Granaderos a Caballo de San Lorenzo y su hijo Adrián Sosa de 8 años, habían sido asesinadxs a golpes de martillo asestados por Walter Luque, quien se ahorcó luego de cometer los femicidixs. Luque, ex pareja de Rosa, había sido denunciado porla infortubada mujer reiteradamente por agresiones físicas, y estaba decidida a terminar la relación.
Las denuncias no obtuvieron respuesta.
Compañeros de trabajo de la fallecida se comunicaron con el personal comisaría 5ª porque la muchacha no se había presentado a trabajar y tampoco atendía el teléfono.

Hallaron los cuerpos de una mujer y un niño indefenso más, y de un hombre violento más que se mata luego de matar. Cierre de una espiral de violencia que las instituciones del estado ya conocen, porque existen leyes sobre violencia de género, porque hay capacitación disponible, porque las movilizaciones en todas las provincias del país de organizaciones sociales han visibilizado el tema, porque se habla ahora de FEMINICIDIO, ese crimen que se comete contra una mujer por solo hecho de ser tal y considerarse propiedad del hombre maltratador.

Con feminicidio vinculado se denomina aquellos crímenes de lxs hijxs o familiares de la mujer destinados a destruirla, cometidos por el violento.

Rosa y Adrián fueron víctimas de dos feminicidios que pudieron haberse evitado.
Una historia trunca de una mujer pobre y trabajadora,de 26 años,madre de un chiquito... que como tantas otras historias, parece no haber tenido la consistencia suficiente como para merecer la protección y asistencia de un hogar de tránsito, un apoyo psicológico o legal, o lo que hubiere hecho falta por parte de autoridades y agentes indolentes.


Ahora, el epílogo brutal de sus historias engrosan las estadísticas que nos atormentan, porque, como lo denunciaron quienes se movilizaron ayer desde el Hospital hasta los Tribunales de Familia, a través de las calles de San Lorenzo, marchando con la consigna "Ni una muerte más.Ni una mujer menos", hay una responsabilidad del poder público que falló.

No les fallemos nosotrxs a quienes padecen la violencia doméstica. Conozcamos la Ley 26.485, conozcamos los servicios disponibles en nuestros distritos, reaccionemos ante los mensajes que presentan a las mujeres como propiedad de varones habilitados a disponer de sus cuerpos y de sus vidas como si fuesen una propiedad y no una persona.

Visitemos las páginas que contienen las estadísticas, sepamos los nombres u las circunstancias en las que se produjeron los feminicidios. Demandemos más campañas en los medios de comunicación alertando contra las señales de esta violencia, hablemos con adolescentes de esas manías posesivas, las actitudes de vigilancia, los insultos o manotazos.


Desnaturalicemos un maltrato que por ser tolerado durante siglos por la cultura, no deja por ello de ser violatorio de los más elementales derechos humanos.

Aprendamos a ver, aprendamos a escuchar. Para mujeres y niñxs como Rosa y Adrían, la inseguridad tan mentada y explotada no está en las calles, sino puertas adentro.


viernes, 13 de julio de 2012

Gracias: a la UMA, en sus 65 años

La Unión de Mujeres de la Argentina (UMA) cumplió 65 años.
Hizo historia en la solidaridad con las mujeres y con los pueblos que resistían a los fascismos europeos y a las dictaduras latinoamericanas.
Mujeres inigualables han pasado por sus filiales. Y fue cambiando, como cambiaron los tiempos, sin perder la esencia, que son principios y convicciones.
Se puede decir muchísimo... por ejemplo, que cuando no había lugares disponibles o seguros, las mujeres de los pañuelos blancos encontraron en la UMA un refugio para articular su heroica resistencia. O tambien, que ha formado a mujeres y varones en la convicción de que no hay liberación sin la igualdad entre ambos,tarea que le da un sentido profundamente revolucionario a las luchas populares por la justicia social.
Quiero reconocer a la UMA en especial, en la persona de su actual presidenta, María Inés Brassesco.


En la UMA me formé en la perspectiva de género, historiamos las biografías de las mujeres que se han distinguido en su aporte a la dignidad, visibilidad y reconocimiento de los derechos de las mujeres. En la UMA hemos compartido las reflexiones y las críticas que tiempos difíciles, como las postrimerías de los gobiernos neoliberales, dejaban una herencia desoladora: la destrucción de la cultura del trabajo y de la dignidad en millones de compatriotas, el descrédito de la política como herramienta de cambio, la transmutación de la militancia en organizaciones no gubernamentales y voluntariado, fragmantadas....

Con el proceso que un audaz Néstor Kirchner inició en 2003, con el no al Alca, con la voluntad de dar forma real a la unidad latinoamericana alrededor de la defensa de los derechos humanos, la soberanía de nuestros recursos, la Uma no dudó en situarse y apoyarse en el modelo: ya estaba allí. Y aunque no hay homogeneidad en las opiniones de muchas de sus militantes - como tampoco hay homogeneidad entre nuestros gobiernos latinoamericanos y en esas diferencias sí hay valores comunes que nos hermanan y nos impulsan a unirnos-, no tuvo su presidenta, María Inés Brassesco, cálculo alguno sectorial que hacer como para no declarar la adhesión y el compromiso con las transformaciones lideradas, ahora, por una mujer! en cuanto foro, congreso, viajes por Latinoamérica donde sigue trabajando con la misma fuerza que le conocemos.


En la página de la organización, se registran algunas de las escuelas de ciudadanía y género en las que fue pionera, la tarea en las barriadas humildes de la provincia de Buenos Aires, las ediciones de la Mención Margarita de Ponce, los libros publicados.
Es poco, siempre es poco, pero es una muestra del gran aporte, muchas veces ignorado, que la UMA ha venido realizando en el amplio movimiento de mujeres en Argentina.
Hoy saludo a la UMA, a las distinguidas compañeras que tanto respeto, y ojalá continúen muchos años haciendo historia, marcando camino, con más reconocimiento, con sangre nueva.
Gracias por la entrega.

viernes, 6 de julio de 2012

LA JUSTICIA QUE LLEGÓ Y LA QUE ESTÁ PENDIENTE

Punto ocho de la sentencia leída por el Tribunal Oral Federal Nro. 6 en la tarde de ayer, 5 de julio de 2012:
“No hacer lugar a los planteos de prescripción penal interpuestos por las defensas –dijo y siguió– por tratarse los hechos juzgados de delitos de lesa humanidad implementados mediante una práctica sistemática y generalizada de sustracción, retención y ocultamiento de menores de edad, haciendo incierta, alterando o suprimiendo su identidad en ocasión del secuestro, cautiverio, desaparición o muerte de sus madres, en el marco de un plan general de aniquilación que desplegó sobre parte de la población civil con el argumento de combatir la subversión implementando métodos del terrorismo de Estado durante los años 1976 a 1983 de la última dictadura militar, artículo 118 de la Constitución”.

Afuera del edificio de Comodoro Py, un escenario, una pantalla y la vigilia de cientxs de corazones emocionadxs. Francisco Madariaga escuchó el feliz cumpleaños de sus compañeros de HIJOS y de quienes nos sumamos, en un abrazo multitudinario, esos que otra nieta recuperada, Victoria Montenegro, dice que necesitan tanto.
Todxs quienes declararon en el juicio que concluyó ayer pero se inició en 1996, buscando impedir la impunidad de lxs represorxs porque la apropiación de niñxs nacidxs en cautiverio o secuestradxs por sus padres es un crimen de lesa humanidad imprescriptible, detallaron el mecanismo siniestro para no solamente arrasar con una generación sino arrebatarle la historia y la identidad a sus hijxs.
En el Juicio a las Juntas, se había absuelto a Videla por cinco de los seis casos que ahora llegaron a juicio porque en ese momento las apropiaciones fueron consideradas "casos aislados”.

Francisco Madariaga Quintela llevó al banquillo a sus apropiadores. Su padre sobrevivió al horror para reencontrarse él hace dos años nada más; su mamá, Silvia, cuya fotografía levantaba entre lágrimas frente a quienes estábamos frente al escenario, continúa desaparecida. La condena a Vïctor Alejandro Gallo,su apropiador, fue de 15 años de prisión y la de su apropiadora, Susana Colombo,5 años. Francisco testificó ante el tribunal, como lo hizo como Victoria Montenegro, refiriéndose a la complicidad del entonces fiscal de Casación Romero Victorica con su apropiador, adelantándole información de las causas y poniéndole abogados.
Otra nieta recuperada,Mariana Zaffaroni Islas, expresó ayer al conocer las sentencias "Para cualquier ciudadano que vive en un país donde acciones como éstas no quedan impunes con el paso del tiempo, representan una garantía de que se hace justicia". María Emilia Islas y Jorge Zaffaroni, sus padres, fueron secuestrados cuando ella tenía un año y medio.Fue apropiada por el agente de inteligencia Miguel Angel Furci, vinculado al imputado Miguel Angel Ruffo. Recuperó su identidad y su historia en 1993.
“Queda pendiente juzgar a otros partícipes del plan sistemático: habrá un juicio a los médicos que actuaron en los partos y falta avanzar con los funcionarios judiciales que intervinieron blanqueando con procedimientos de adopción la entrega de niños que en muchos casos sabían que eran hijos de desaparecidos. Más del 30 por ciento de los nietos recuperados fue entregado con esos procedimientos”, dijo el abogado de las Abuelas Alan Iud.
Además de Videla, Riveros, Vañek, Franco y Bignone, coautores mediatos por ocupar los puestos “desde donde emanaron las órdenes” el médico Acosta, el prefecto Juan Antonio Azic, el médico Jorge Luis Magnacco, Eduardo Ruffo, Víctor Alejandro Gallo y Susana Colombo fueron descriptos como autores directos de estos aberrantes delitos. A Acosta se le imputaron once hechos, entre ellos el de las apropiaciones de Victoria Donda y Juan Cabandié. El médico Magnacco fue juzgado por el caso de Cecilia Viñas.
En el caso de Azic, Gallo y Colombo se los acusó además como apropiadores directos ya que mantuvieron la mentira día a día haciéndoles creer a lxs jóvenes apropiadxs que eran sus padres.
El tribunal realizó la recomendación de investigar en cada jurisdicción las pistas de maternidades clandestinas o nacimientos sospechosos en los nosocomios vinculados a las fuerzas represoras en el período 1975-1983.

Lo que que queda por hacer : la complicidad eclesiástica

Lxs jueces impulsaron una investigación sobre el vicario castrense Emilio Graselli y dispusieron la rectificación de las partidas de nacimiento de lxs nietxs.
En el marco de los juicios por la verdad desarrollados en La Plata, fue citado a declarar sobre su colaboración, y la del ya fallecido Monseñor Tortolo, en la desaparición de personas y en el encubrimiento de la apropiación de los niñxs nacidos en cautiverio.
Graselli se encargaba de recibir a los familiares de las personas detenidas ilegalmente, y les tomaba sus datos. Luego le remitía a Tortolo -vicario castrense y realizaba la “atención espiritual” del personal de las Fuerzas Armadas- una lista, que hacía en forma periódica, para que éste a su vez la envíe al Ministerio del Interior o a las Fuerzas de Seguridad.
En la iglesia Stella Maris, Graselli recibía decenas de denuncias por día,y llegó a confeccionar de puño y letra un archivo con 2500 legajos que sintetizaban casos de secuestros, asesinatos y robos de bebés.
Cuando en otros juicios de los que entra y sale como testigo, se le ha preguntado cómo era posible que recolectara tanta información si nunca podía informar a los familiares qué había pasado. Entonces Graselli alega que "solo era un secretario" y explica que, “La pobre gente estaba desesperada porque nadie los atendía. Yo les decía: ‘caminen, vayan a todos lados’”. Cuando se le pregunta por el destino de los niñxs de las detenidas, sistemáticamente presenta fallas en su memoria.
El Vicariato Castrense era un grupo selecto de religiosos cómplices de la dictadura: Adolfo Tortolo, José Medina, Victorio Bonamín y Antonio Plaza -capellán de la policía al mando de Ramón Camps en la provincia de Buenos Aires - cobijados por el nuncio apostólico Pío Laghi, íntimo amigo de Emilio Massera. Muchos han fallecido ya.
Impunes.
Alicia y Roberto de la Cuadra hace ya demasiado tiempo que testimoniaron lo ocurrido cuando se reunieron con Graselli en marzo de 1977. Buscaban datos sobre lo que había pasado con su hija Elena y su yerno Roberto. Citados nuevamente, Graselli les dijo: “Ustedes no me dijeron que su hija estaba embarazada”. ¿Cómo obtuvo ese dato si la familia De la Cuadra no se lo había dicho?
Licha, fundadora de Abuelas quien falleció en junio de 2008 a los 93 años sin haber tenido la oportunidad de abrazar a su nieta Ana Libertad Baratti De la Cuadra, fue querellante en el juicio oral que dictaminó la prisión del ex capellán bonaerense Christian Von Wernich. En su testimonio lo acusó de haber tenido contacto con su hija y su cuñado en una comisaría platense.
Estela de la Cuadra, quien sigue buscando a su hermana y a su sobrina, testificó en este juicio histórico el año pasado y trajo papeles que respaldaron su relato, papeles con los que las Abuelas documentaron la búsqueda de lxs nietxs :originales de las solicitadas, las cartas a la Corte Suprema de Justicia de la Nación, al entonces arzobispo Raúl Primatesta y al ex cardenal Jorge Bergoglio. Estela volvió a preguntarle al Tribunal lo que pregunta en cada uno de los juicios: “¿Cómo es que Bergoglio dice que hace sólo diez años sabe del robo de bebés?”.
Estela declaró que Bergoglio le dio una carta a su padre intercediendo ante el obispo auxiliar de La Plata para que se ocupara del caso. Mario Piqui, el arzobispo de La Plata, lo recibió y le informó que se reuniría con el vicegobernador, de manera que supo que "la niña había nacido y había sido regalada". “Espere un poco”, le dijo el prelado, “en diciembre, con el cambio de jefatura, va a subir alguien que fue alumno mío y no me va a negar una gauchada.” Pero la gestión no prosperó, ya que Piqui le dió la misma contestación: "que la tenía 'un matrimonio bien', 'no hay vuelta atrás'”.
Como señala Alejandra Dandan, en una de las excelentes notas de su cobertura del juicio el año pasado, Bergoglio declaró como testigo en la causa ESMA, en relación al secuestro de los sacerdotes Orlando Yorio y Francisco Jalics. La abogada Myriam Bregman le preguntó si sabía del robo de niños. Bergoglio –recordó Estela en la audiencia– dijo que lo supo "hace diez años". Estela insistió en el cinismo de Bergoglio: “Yo creo haber demostrado con las cartas que mandamos a la Conferencia Episcopal en el año ’79 el conocimiento y la preocupación que había; también hay documentos respecto de cómo se divulgaron las noticias de la desaparición de personas y de los niños: nadie puede decir que no conoce”, indicó. La negación, dijo, “es inmoral, eso es burlarse de las cosas que estos hombres y mujeres hicieron. El no sabe dónde están, pero qué pasó y cuál es el mecanismo tiene mucho para decir y acá está la carta de mi padre”. Por eso reclamó a la Fiscalía y al Tribunal que citaran al ex arzobispo en mayo del año pasado. Cuando es citado, Bergoglio se acoge al privilegio de ser un "alto dignatario de la Iglesia" y declara por escrito, evitando la publicidad.

En el marco del juicio concluido ayer, se relacionan datos contundentes: Monseñor Montes, que era auxiliar de Raúl Plaza, le dijo a Chicha Mariani que no busque más a su nieta porque estaba bien, con otra familia. Otro obispo le dijo a Licha de La Cuadra que su nieta estaba siendo educada cristianamente. Monseñor Emilio Graselli le dijo más o menos lo mismo. El vicario castrense, Victorio Bonamín, le dijo a un pariente de Beatriz Castiglione, mirando un listado, que Beatriz debía ser liberada unas semanas más tarde. El entonces párroco del Obispado de Morón, Raúl Trotz, le dijo a Amelia Galeano que su amiga Teresita ya estaba fuera del país y que su hija estaba siendo educada por una familia cristiana. Teresita está desaparecida y su hija recuperó su identidad después de años. El fiscal Martín Niklison inició una denuncia a Trotz para que explique cómo accedió a la información.
Hay cientos de casos que se están investigando gracias al desarrollo de los juicios por la Verdad.

Los fiscales del juicio llamado Base Naval II de Mar del Plata encontraron documentos que prueban cómo el Obispado local funcionó de portero para el acceso de los familiares a la información que podía obtenerse en los centros clandestinos.

Graselli debe ser investigado y juzgado, como otros prelados que siendo funcionarios del estado, colaboraron con la represión y la apropiación de chicxs. Que hicieron inteligencia para los unoformados amparándose en su poder y llegada, atendiendo a familiares desesperados. A raíz de la entrevista que Videla dió en el verano a Cambio 16, la fiscalía y la querella encontraron un elemento que “refleja lo que se sabe del ejercicio orgánico y centralizado refleja la complicidad de la Iglesia con el terrorismo de Estado."
La complicidad eclesiástica, especialmente con la apropiación de niños se articuló a través de organizaciones como el Movimiento Familiar Cristiano o la congregación de monjas en el hospital militar de Campo de Mayo.
Se abre a partir de la resolución histórica de ayer, otro camino que no puede tardar más tiempo: el de levantar el manto de impunidad y complacencia con el horror de la curia que goza de intolerables privilegios.


miércoles, 4 de julio de 2012

MERCOSUR, una estrategia necesaria

Con el golpe de estado parlamentario en Paraguay, se cerró la posibilidad de una alternancia política innovadora. Diagnóstico no solamente de Beatriz Rivarola, VicePresidenta de F.U.N.D.A.R., un organismo dedicado a la salud mental,DDHH y ética en una entrevista telefónica realizada el lunes 2 de julio con Remolinos. Tiempo de Mujeres en Radio Gráfica FM 89.3, sino de lxs militantes y referentes sociales que están resistiendo en las calles, las rutas y en países vecinos también. No reconocen a Federico Franco, y denuncian la censura a la televisión pública que seguía ofrecía el testimonio del pueblo al mundo mientras transcurría la destitución en juicio político sumarísisimo. Señalan además que la prensa afín al golpe brinda su protección al gobierno que retoma la senda conservadora y autoritaria de la partidocracia heredera de Stroessner que el corto gobierno de Fernando Lugo había interrumpido.
La decisión de los países del Mercosur de dar entrada a Venezuela, el nuevo demonio de las derechas del continente, constituye el volantazo a una situación regional muy delicada. Recordemos que la entrada del país caribeño era resistida por los parlamentarios paraguayos – que debían aprobar formalmente la membresía- y con la alteración del orden que es intolerable para el estado de derecho que ha merecido la condena de todos los gobiernos salvo por aquellos cuyos intereses salvaguardan los golpistas (Canadá y su explotación minera, por ejemplo), se suspendió a Paraguay y se aprovechó la oportunidad de consolidar el bloque latinoamericano.

Hugo Chávez está en campaña electoral. El presunto “dictador” se somete nuevamente a la voluntad popular y enfrenta la oposición mediática fronteras adentro – algo que no se suele remarcar- la de la cadena Venevisión, desde cuyos estudios intentaron desalojarlo del poder en 2002. La reacción popular salvó no al hombre, sino a la democracia que para lxs venezolanxs cobró un nuevo sentido precisamente por destinar la riqueza del petróleo a sus habitantes, recobrando la dignidad para la mayoría pobre y olvidada.
Es importante considerar algo: Hugo Chávez no es Venezuela. Es el país el que entra al Mercosur y todos los pueblos debemos celebrarlo, porque la región va por un rumbo que no puede transitar dividida mientras de la crisis internacional no se pueden calcular las consecuencias. Sí, estrategias posibles que parten de asumir que una etapa del capitalismo ha concluido y que las reglas de juego han cambiado de manera inexorable. Gobiernos inteligentes y respaldados por sus votantes – Evo Morales, Dilma Rousseff, Pepe Mugica, Cristina Fernández de Kirchner- avanzan en un fortalecimiento de sus países y sus mercados internos, en el reaseguro de su provisión energética y también en una nueva modalidad de democracia en sentido amplio. Con esto me refiero al reconocimiento y reaseguro de los derechos humanos de segunda y tercera generación, esos que demandan un estado de bienestar que garanticen los derechos económicos y sociales, así como los derechos de los pueblos a la autodeterminación, la independencia económica, el medioambiente sano, la coexistencia pacífica, explicitados o en proceso de formulación en convenciones internacionales.

Gusten o no lxs mandatarixs es una necesidad concreta e innegable la integración: tenemos los recursos naturales para alimentar al mundo, tenemos la posibilidad de industrializarnos y agregar valor a esas materias primas, generando mercado interno, fronteras adentro o entre nuestros países latinoamericanos, con buenos salarios, es decir, con economías fuertes que no se resquebrajen con un crash financiero. Economías, claro está, que no estén manejadas por los bancos sino por el poder político, por el estado como actor,para que si esas economías sienten el cimbronazo de una caída de precios de los bienes que exportamos o las esquirlas del estallido de una burbuja inmobiliaria, esas economías no se hundan como un bote agujereado. Sabemos bien, como países del tercer mundo, lo que eso significa, lo hemos experimentado durante décadas, - los europeos recién están experimentando algo de cómo se siente- cuando lxs trabajadorxs quedan en la calle, cuando los estados raquíticos se volvían a endeudar para seguir pagando vencimientos a especuladores, cuando nuestros gobiernos abrían y abren sus fronteras a las bases militares, al narcotráfico y a los narcos que con el pretexto de combatir el narcotráfico posan sus garras armadas hasta los dientes en nuestros recursos, dirigen las políticas locales, enseñan a espiar y a infiltrar toda resistencia u organización popular.
No es una decisión menor que otro primer mandatario de UNASUR, el ecuatoriano Rafael Correa – otra figura que tiene la principal oposición en la prensa de su país- haya decidido no enviar más tropas a entrenar, practicar ni formarse al Comando Sur de Panamá.


Para refrescar nuestra memoria, el Comando Sur es uno de los símbolos de lo que se llaman las “guerras de baja intensidad”, en el marco de la guerra fría: en vez de enfrentamientos directos entre las potencias mundiales, en territorios del tercer mundo donde estallaban conflictos poscoloniales o se intentaban vías nacionales al socialismo, los EEUU intervinieron en salvaguarda de gobiernos afines y enclaves imperiales. En el afán por controlar a Latinoamérica,el poderoso asentamiento de tropas militares norteamericanas y sede de la Escuela de las Américas en Panamá nos es conocido por haber entrenado en la represión de los movimientos emancipadores latinoamericanos. Y hablamos no solo de apoyo logístico, sino entrenamiento en las tácticas de secuestro, tortura, desaparición de personas.

Mohamed Alí Seineldín, el militar carapintada argentino, fue una figura destacada allí. Si bien se supone que las funciones del Comando Sur son la de proteger los intereses norteamericanos y la seguridad del Canal de Panamá, sus propios documentos señalan que el ente es “responsable de planes para eventuales situaciones criticas en países de América Latina, las cuales podrían requerir una respuesta militar de Estados Unidos”, que “la presencia militar de Estados Unidos en la Zona del Canal sirve como confiable disuasivo al aventurerismo de los elementos radicales, quienes estarían más activos en el hemisferio si no existiera el Comando Sur.” Además, que “(…)supervisa la asistencia militar a las naciones de la región, incluyendo asesores representativos estadounidenses, equipos de entrenamiento solicitados por los países latinoamericanos y el sistema de escuelas militares en la Zona del Canal.” La Escuela del Caribe del Ejército en Panamá trabaja en el "adiestramiento de personal escogido latinoamericano para que logre niveles más altos de profesionalismo, mayores capacidades en el mantenimiento de la seguridad interna y una mayor contribución militar al desarrollo nacional”. Sus manuales abundan en designaciones: "guerra revolucionaria", "guerra subversiva", "acción cívica", "contrainsurgencia", "guerra convencional" o "guerra no convencional" y "estrategia de reacción flexible". (Gregorio Selser, Las bases de EEUU en Panamá. El destino del Comando Sur y de la Escuela de las Américas, Nueva Sociedad, Nro. 63, 1982, pp.57-74)

Uno de los asentamientos de los militares estadounidenses ha sido Paraguay cuyo Senado,que ahora mediante el juicio político express destituyó al presidente Lugo, otorgó inmunidad diplomática a los marines tras el acuerdo firmado por el gobierno de George W. Bush y Nicanor Duarte Frutos en 2005. Se autorizaban “ejercicios e intercambios militares bilaterales”:así, con el rango de “funcionarios diplomáticos administrativos”, más de 500 marines estaban facultados para salir y entrar al país cuando quisieran, transportar libremente armas o cualquier tipo de equipo sin control alguno de las autoridades locales.En ese momento, el Mercosur reclamó a Paraguay el respeto por los acuerdos en materia de defensa de la región.

La base que se hizo en Mariscal Estigarribia, en el Chaco paraguayo, a sólo 200 kilómetros de la frontera con Bolivia, permite controlar tanto las grandes reservas de hidrocarburos del norte argentino, como la reserva gasífera boliviana y la mayor reserva de agua dulce del mundo, el Acuífero Guaraní. Entonces se insistía en la presencia de células de Al Queda en Ciudad del Este – la triple frontera- mientras las organizaciones sociales denunciaban la presencia militar allí como signo inequívoco del interés norteamericano en el control de los recursos como el agua dulce. El Acuífero Guaraní que está bajo nuestros pies,puede garantizar el vital elemento a la actual población del mundo por 180 años a un promedio de 100 litros de agua por persona. Sabemos que la escasez del agua potable desencadenará guerras en el futuro. La base que construyeron los EEUU en el país hermano posibilita el aterrizaje de aviones Galaxy, el desembarco de armamento pesado, además de la presencia de agentes de inteligencia, aquellos protagonistas centrales de la represión combinada en los años 70(Plan Cóndor).

Tanto el Partido Colorado como el Partido Liberal paraguayos dejaban hacer. Aunque el corto gobierno de Fernando Lugo no haya podido o haya vacilado en cómo torcer el rumbo dependiente de la clase política paraguaya, la experiencia de la mayoría oprimida fue la de un respiro, un paréntesis, una esperanza en la construcción de organización popular, avanzando en ejes básicos como la salud o la educación que es privilegio de unxs pocxs. Una oportunidad tronchada.
También la unidad latinoamericana es parte de esa oportunidad para que los pueblos diriman sus desafíos centrales: cómo vivir, cómo salir de la pobreza y de la indignidad que no merecemos sino lo que se nos imponen con discursos denigratorios hacia nuestras capacidades y con el olvido interesado de nuestra historia, también. Ayer y hoy, violencia explícita y cultural, desde la represión feroz a lxs militantes de las dictaduras cívico militares hasta la demonización contemporánea de los medios concentrados, portavoces de intereses de las multinacionales, de las élites entreguistas, fabricantes además de candidatos light, como el mexicano Peña Nieto o nuestro vernáculo Mauricio Macri.